Schiller, sobre los graves bugs de iOS: “Hemos tenido una semana mala, eso es todo”

Los que seguimos a Apple desde hace mucho tiempo, nunca habíamos visto lo que aconteció hace unas pocas semanas; Bugs muy graves, que bien exponían información privada del usuario fácilmente, o impedían la utilización del dispositivo sin que hubiera siquiera que tocarlo para que ocurriera. Son asuntos muy serios, que antes, nunca habían ocurrido con este nivel de peligrosidad.

Phil Schiller, en una entrevista que ha concedido a The Telegraph, declara que Apple simplemente tuvo una mala semana. Veamos lo que este señor interpreta como mala semana exactamente;

El primer bug grave: macOS abre las puertas a todos

El primer problema, ocurrió en macOS High Sierra. Cuando alguien con acceso a la pantalla de login de un Mac intentaba entrar como root (administrador general del sistema, el usuario que puede hacer todo lo que quiera), si no introducía clave, obviamente no se le dejaba entrar. Pero si intentaba entrar una segunda vez de nuevo sin clave, increíblemente el sistema le daba acceso con todo el control del ordenador sin más, sobre todas las cuentas, y con acceso a todos los datos (contraseñas guardadas, etc). La solución hasta que llegó la actualización de seguridad que lo arreglaba, era cambiar la contraseña del usuario root. Apple respondió rápidamente con una actualización que se instala sola, sin que pueda ser evitado por el usuario, ya que era un asunto grave y además no requería de ningún reinicio del ordenador. Muy bien solventado por Apple en esta ocasión, aunque lo ideal hubiera sido que no hubiera ocurrido. Con el siguiente bug en iOS Apple no tuvo una actuación tan limpia.

El segundo bug grave: iOS inutiliza el iPhone

El segundo problema, ocurrió en iOS 11.1.2. A las 0:15 horas del día 2 de Diciembre del 2017, muchos iPhones empiezan a reiniciarse solos, sin más. Lo habitual es que uno se levante por la mañana, y se encuentre su iPhone considerablemente caliente. La razón es que lleva toda la noche reiniciando el Springboard, que es el programa en iOS que abre Apps y gestiona el escritorio de iconos. Si el usuario no tenía el iPhone conectado, directamente se habrá quedado sin batería, irremediablemente. Si lo tenía conectado, lo encontrará con su batería cargada y bastante calentito pero sólo permite utilizarlo unos 30 segundos, tras los cuales, el Springboard se reinicia llevando al usuario de vuelta a la pantalla de bloqueo. Ni apagar y encender, ni nada que pueda hacer el usuario para esto.
Entonces, se recurre a Internet, porque eso es lo que muchos hacemos cuando hay algo que no comprendemos ocurriendo en nuestro iPhone… pero tenemos que hacerlo desde otro dispositivo, porque con el iPhone, no nos da tiempo a leer mucho en 30 segundos antes de que la pantalla de bloqueo vuelva a aparecer. ¿Qué encontramos? – sorpresa, Apple había publicado iOS 11.2 durante la noche, o tarde en EEUU y Latino América. Es extraño, porque no publican actualizaciones de iOS un Viernes por la noche, y además esa actualización estaba prevista para la siguiente semana. En la lista de novedades de esa actualización, no se indica nada de correcciones de este grave bug de los reinicios. Se indica también que Apple Cash es una novedad… cuando es sólo para EEUU, y en el resto del mundo probablemente tardaremos mucho más tiempo en poder utilizarlo. Si el usuario tiene conexión a una red Wi-Fi, puede descargar e instalar iOS 11.2, porque aunque el Springboard se reinicia, la descarga de la nueva versión de iOS en la App de Ajustes afortunadamente no se para. Cuando termina, se instala, y fin del problema.
¿Qué pasa con los usuarios que no tenían conexión a una red Wi-Fi con salida a Internet? – estos usuarios, tienen que buscar la App que está enviando un tipo de notificaciones locales y recursivas, que es donde está el problema; Un iPhone con una App (la que sea) que utilice este tipo de notificaciones, sufrirá el problema de los reinicios del Springboard. Hay que desactivar las notificaciones de esta App… pero en la App de Ajustes de iOS 11 no hay uno para desactivar todas las notificaciones de todas las Apps. Hay que ir desactivándolas App por App. Si sabes qué App es, fantástico… tienes 30 segundos para intentar encontrarla. Si no sabes qué App es, la única solución es ir una por una apagando notificaciones entre reinicio y reinicio. Si tienes muchas Apps, échale paciencia para desactivarlas todas en un par de horas. Y repetimos, sin haber tocado el iPhone para que esto ocurra… es realmente increíble que Apple haya publicado una versión de iOS con un problema tan grave.
También ayuda en algunos casos a retrasar la fecha configurada en iOS, apagando el cambio de fecha automático y poniendo cualquier hora del día 1 de Diciembre, antes de que todo esto ocurriera. Esto tiene el problema de que muchas Apps dejan de funcionar, como por ejemplo, Safari. Cualquier web que utilice el protocolo de seguridad SSL  no cargará… y así muchas Apps más. Eso sí, los reinicios pararán… y se podrá utilizar el resto de iOS para desactivar notificaciones hasta que uno pueda alcanzar una red Wi-Fi desde la que actualizar a iOS 11.2.
Los usuarios que no hayan tenido acceso a Internet, por ejemplo porque estén de viaje en un lugar aislado, se quedarán sin iPhone hasta que vuelvan a la civilización, sin saber lo que ha pasado. No queremos imaginarnos el Genius Bar de las Apple Store esa mañana, con muchísimos clientes visitando para preguntar por qué su iPhone se ha estropeado.
Para ponerle una estrella de adorno a este bug, Face ID deja de funcionar tras actualizar a iOS 11.2 en el iPhone X, aunque en esta ocasión se soluciona con un simple reinicio y poniendo la hora correcta.

El tercer bug (no tan grave): Tras actualizar a iOS 11.2, Face ID deja de funcionar

El tercer problema es un bug que habilita el control de dispositivos HomeKit desde el exterior. Estamos hablando de hackers en otro país subiendo y bajando las personas de tu casa, o más grave aún, viendo la cámara de tu puerta o abriéndola sin más… o cerrándola para que no puedas entrar si tienes una cerradura electrónica HomeKit instalada. iOS 11.2 soluciona también este problema.
Todos estos problemas no afectan a otros mucho más leves pero también molestos, como el corrector del teclado virtual de iOS que, simplemente, falla en demasiadas ocasiones y no parece aprender nunca del usuario.
Phil Schiller llama mala semana a todo esto.
Sólo tuvimos una mala semana. Un par de cosas pasaron, eso es todo. El equipo va auditar los sistemas y comprobar cuidadosamente el proceso, además de hacer algo de retroinspección, con el objetivo de hacer todo lo que podamos para que esto no vuelva a ocurrir.
Nos alegramos mucho de que hagan todo eso, pero probablemente, el primero que debe de hacer algo de retroinspección es el propio Schiller, si realmente piensa que Apple sólo ha tenido una mala semana. Es cierto que Apple tuvo una racha de bugs muy graves así que se podría decir que sí, tuvo una mala semana, igual que la tuvimos millones de usuarios de sus dispositivos. Pero todo esto que ha ocurrido va mucho más allá de una mala semana… es un problema de tomarse el tiempo necesario para comprobar la calidad de tu software, y al igual que hacen con el hardware, si no está todo comprobado y listo, no deben sacarlo adelante. Es un problema de sincronización entre equipos, un problema de procesos a la hora de desarrollar las diferentes partes del sistema operativo, un problema de atención a la enorme lista de bugs que plaga su software y que en ocasiones tardan meses, o años, en solucionarse. En Apple van a tener mucho trabajo que hacer para solucionar este problema.

Entradas más populares de este blog

Apple publica un vídeo mostrando todos los nuevos gestos del iPhone X

Apple publica 4 nuevos vídeos dirigidos a usuarios de Android que se quieren pasar al iPhone